Así es el Samsung Galaxy S9: la cámara al poder

 

samsung-galaxy-s9-kOjD--1240x698@abc.jpg

Estaba todo dicho, todo adelantado desde hace semanas. Pocas veces se habían filtrado a los medios tantos datos, imágenes y características de un «móvil estrella» antes de su lanzamiento oficial. A pesar de ello, y durante una presentación realmente espectacular, una de las más esperadas de esta edición del MWC de Barcelona, Samsung mostró al mundo el que será su buque insignia para este año, su nuevo Galaxy S9.

El punto fuerte del nuevo terminal es, sin duda, la fotografía, apartado en el que la firma estrena prestaciones nunca vistas hasta ahora en un teléfono móvil. Se presentaron, igual que sucedió el año pasado con el S8, dos modelos: Galaxy S9 y Galaxy S9 Plus. El primero con una pantalla de 5.8 pulgadas, el segundo con otra de 6,2 pulgadas. Ambas con calidad Quad HD Súper Amoled e Infinity Display (es decir, cubriendo todo el frontal y sin dejar bordes) y en formato 18:9.

En esta ocasión, la firma ha colocado en sus teléfonos un cristal algo más grueso y de un negro más intenso, lo que da a ambos terminales mayor resistencia (el cristal está tratado con Gorilla Glass 5) y una mayor profundidad en la reproducción de tonos oscuros. El resto está construido a base de aluminio AL 7000, una aleación que se utiliza en la fabricación de naves espaciales. El diseño, todo hay que decirlo, es algo continuista, y recuerda inevitablemente al anterior Galaxy S8, con sus bordes curvados y su aspecto estilizado.

Por dentro, sin embargo, la cosa cambia, y mucho. Por ejemplo, tanto el Galaxy S9 como el S9 Plus estrenan el nuevo procesador inteligente de Samsung, el Exynos 9810, con ocho núcleos y con tecnología de 10 nanómetros y 64 bits. Y son, precisamente, la potencia y la «inteligencia» de este nuevo procesador las que hacen posibles algunas de las funciones más destacadas de la cámara.

Cámara «inteligente»

El nuevo Samsung Galaxy S9 incorpora una única cámara frontal Súper Speed Dual Pixel de 12 megapixeles mientras que el S9 Plus monta una doble cámara, con dos sensores de 12 megapixeles y la misma tecnología. Como en modelos anteriores de la firma, Dual Pixel significa que los pixeles de los sensores son mayores de lo normal, lo que les permite captar más luz.

En ambos modelos, la cámara frontal es de 8 megapixeles y una apertura de F1.7. Resulta novedoso el hecho de que en ambos modelosla apertura de la cámara principal sea «dual». Es decir, que permita dos valores diferentes: un impresionante F1.5 para las fotografías nocturnas y un F2.4 para las que hagamos a pleno día. En el modo automático y gracias al procesador, el propio teléfono medirá La Luz disponible y seleccionará la apertura más adecuada.

Otro aspecto a destacar es la función de Súper Cámara Lenta, capaz de grabar contenidos hasta los 960 fps (imágenes o «Frames» por segundo), algo que hasta ahora solo SONY había podido conseguir. En este modo, el móvil graba clips de 0,2 segundos, que al reproducirse en pantalla alcanzan los 6 segundos de duración. Las cámaras cuentan con un detector automático de movimiento, lo que garantiza que el disparo se efectúe siempre en el momento preciso, ni antes ni después de que tenga lugar la escena que queremos captar. Además, una vez hecha la foto o el vídeo, podremos convertirla fácilmente en un GIF animado o seleccionarla directamente como fondo de pantalla.

Realidad aumentada y asistente Bixby

Otras dos funciones ligadas a la cámara nos permitirán extender su funcionalidad y sacarle partido de una forma nada convencional. Se trata de los AR Emoji y de la integración con Bixby, el asistente de Samsung, a través de Bixby Vision. Así, AR Emoji nos permite crear un avatar personalizado a partir de una fotografía. Para hacerlo, bastará con activar la cámara frontal, hacernos un selfie y pulsar la función AR Emoji. El móvil tomará nuestra foto, la tratará y en pocos segundos nos devolverá un avatar al que podremos cambiar el tono de piel, el color o la forma del pelo o la vestimenta.

Cuando esté a nuestro gusto, pulsamos ok y nuestro «emoji» personal estará listo. A partir de ese momento podremos seguir haciéndonos «selfies», o grabándonos vídeos a nosotros mismos, pero será el «emoji» quien aparezca en pantalla y reproduzca todos los movimientos y expresiones que hagamos frente a la cámara. Se reconocen, por ahora, hasta 18 expresiones diferentes. Tanto las fotos como lis vídeos se pueden guardar o compartir al instante. Una función divertida y destinada a ser muy utilizada, sobretodo si tenemos en cuenta que hoy por hoy se envían en el mundo cerca de 5.000 millones de «emojis» diarios…

La segunda función, Bixby Vision, nos permitirá hacer traducciones en vivo, saber qué monumentos tenemos delante o, incluso, conocer cuántas calorías tiene la comida que tenemos delante. Para ello, bastará con encender la cámara, activar este modo y enfocar a un texto, cartel, señal o rótulo, para que lo traduzca al instante; o enfocar a un monumento para que nos diga cuál es, o a un producto cualquiera para que nos sugiera dónde comprarlo, o a una comida para saber cuantas calorías estamos a punto de ingerir. En resumen, todo un mundo de información real sobre lo que nos rodea. Y todo a través de la cámara.

Potencia y especificaciones de lujo

En cuanto al resto de las especificaciones, los nuevos Galaxy S9 y S9 Plus llevan 4 y 6 GB de memoria RAM, respectivamente, y 64 GB de espacio para almacenamiento, ampliable hasta 499 GB con tarjetas de memoria microSD. Ambos equipos cuentan con lectores de huella dactilar y con una función de Scan Inteligente que une el tradicional método de reconocimiento facial con el escáner del iris, de forma que podremos desbloquear el teléfono con solo colocarlo delante de nuestra cara. Por cierto, otra de las características del nuevo procesador de Samsung es que mejora la seguridad del dispositivo, un aspecto muy a tener en cuenta.

Las baterías son de 3.000 miliamperios en el S9 y de 3500 miliamperios en el S9 Plus, y cuentan con un sistema de carga rápida. En cuanto a las dimensiones y el peso, el S9 mide 147,7 x 68,7 x 8,5 milímetros y pesa 165 gramos, mientras que el S9 Plus mide 158,1 x 73,8 x 8,5 milímetro. Y pesa 189 gramos. Los dos llegan con la última versión del sistema operativo de Google, Android 8 Oreo. En cuanto al sonido, también ha sido mejorado con dos altavoces estéreo AKG (uno arriba y otro abajo) y el sistema Dolby Atmos, que hace que el sonido nos llegue desde el punto de la pantalla en la que tiene lugar la acción, facilitando una experiencia de mayor inmersión en los contenidos que estemos visualizando.

Por último, destacar que Samsung ha presentado también la nueva versión se Samsung DEX , el accesorio que, conectando a él el móvil, permite usarlo en una pantalla grande, como si fuera un ordenador. Ahora, en lugar de en posición vertical, el móvil se «pincha» al accesorio en horizontal , tumbado y con la pantalla hacia arriba. De este modo, una vez conectado, el móvil se convierte en un ratón táctil con el que podemos controlar todas las funciones, abrir o cerrar programas, ampliar o reducir fotos, etc. etc.

Deja un comentario